Beneficios de los paneles solares en España

Los beneficios de instalar paneles solares son infinitos, desde la energía que generan hasta la larga vida útil de los paneles, pero aquí en España hay aún más oportunidades que mejoran los beneficios de la energía solar.

El potencial de la energía solar en España

¿Sabías que tenemos 2.500 horas de sol al año? Se trata de una de las cifras más altas del continente, por lo que el potencial de España es más que evidente. Sin embargo, Alemania tiene 10 veces más capacidad instalada para generar energía solar, lo que demuestra que todavía estamos en proceso de evolución.

Aumento de los precios de la electricidad

Este año se está caracterizando por subidas de precios en muchos sectores que, por desgracia, hasta ahora no podíamos evitar. No solo la gasolina está viendo cifras históricas, sino también la factura de la luz. En 2020, el precio promedio fue de 40,4 €/MWh. Este año su valor se ha multiplicado por cinco, alcanzando los 212,3 €/MWh.

Este, entre otros muchos factores que vamos a mencionar en el artículo, es uno de los principales motivos por los que muchas personas deciden pasarse al autoconsumo.

Reducción de los costes de producción

Hace unos años, los costes de producción de la energía solar eran tan altos que los precios de los paneles solares se disparaban. Como resultado, la posibilidad de instalar paneles en los techos no atraía a los usuarios.

En los últimos diez años, la energía solar ha reducido sus costes en un 95%. El progreso tecnológico ha permitido mejorar los modelos de paneles solares, ya que ahora son más ligeros y compactos (lo que optimiza los costes de producción y transporte y aumenta su eficiencia).

Advertencia ambiental

Gracias a un estudio sobre el comportamiento medioambiental de los españoles publicado por la Fundación BBVA, sabemos que actualmente el 54% afirma que pagaría más por solucionar los problemas medioambientales, y el 80% cree que el gobierno debería aumentar el nivel de inversión en este mismo ámbito .

Los retos, intereses y preocupaciones en torno a los temas medioambientales hacen del medio ambiente uno de los principales temas sobre los que los ciudadanos están reclamando un incremento del gasto público. No solo están interesados en estos temas, sino que también exigen más respuestas políticas ante la gravedad de la situación.

Derogación del Impuesto al Sol

El impuesto a los paneles solares se creó para garantizar el derecho de los consumidores a conectarse y pagar por el uso de la energía que los paneles fotovoltaicos no pudieron generar.

La normativa del impuesto al sol obligaba a las instalaciones que producían más de 100kW de potencia y disponían de acumuladores para conservar la energía producida a comprometerse también a inyectar a la red sus excedentes de energía, sin recibir compensación por ello, además de pagar el impuesto correspondiente.

Gracias a este decreto, los productores de energía para autoconsumo pagaban un coste por la instalación fotovoltaica, por producir su propia energía y también por consumirla, sin importar que usaran incluso menos energía que muchos de los usuarios.

Está claro por qué la instalación de paneles solares de autoconsumo en hogares o negocios ya no era atractiva y rentable. Es por eso que la derogación del impuesto al sol fue un cambio significativo para la energía solar en 2019. Mientras que en 2018 la potencia fotovoltaica española era de 4 MW, al año siguiente esta cifra se duplicó, alcanzando los 8 MW.

Ayudas y subvenciones

Con el fin del impuesto al sol, España comenzó a aplicar ayudas y subvenciones con el fin de mejorar el desarrollo de la energía solar y avanzar hacia los objetivos de generación de fuentes de energía renovables.

Actualmente, existen diversos tipos de subvenciones, dependiendo de la comunidad autónoma, dirigidas a particulares que instalen paneles fotovoltaicos, que pueden ahorrar hasta un 50% en la factura de la luz. También hay que tener en cuenta una serie de requisitos a la hora de solicitar estas subvenciones:

  • Presentar presupuesto o factura proforma detallada de la instalación.
  • No son acumulables, solo se pueden aplicar una vez.
  • Solo se permite un subsidio por vivienda.
  • La instalación debe cumplir con la potencia mínima y máxima instalada.
  • Todas las instalaciones deben contar con un sistema de monitoreo.

Después de leer este artículo, ¿no crees que la energía fotovoltaica es para ti? Contacta con nosotros a través de este formulario y consigue tus paneles solares este verano.

Dejar una respuesta